miércoles, julio 23, 2014

Las finanzas del hogar no se trabajan en pareja

Elegir quien maneja las finanzas en el hogar no es una tarea fácil. En Colombia el sistema financiero ofrece diferentes opciones de crédito  o productos financieros que si no son bien manejados a corto plazo, serán un dolor de cabeza para las familias.
La economista y experta en negocios internacionales del Politécnico Grancolombiano, Ángela Julieta Mora, da prácticas recomendaciones para mantener estable la economía del hogar.
Aunque en algunos casos es altamente controversial que una sola persona de la pareja maneje el dinero, esto se aconseja con el fin de centralizar los gastos, pues en ocasiones se presentan discusiones por el monto del salario o por los gastos de cada quien. Lo recomendable es hacer un fondo común o familiar, sin discutir porcentajes.
Se recomienda priorizar los gastos del hogar, teniendo en cuenta las siguientes recomendaciones:

1.     Priorizar en el mercado, siempre haga la lista:
Antes de ir al mercado, es importante saber con detalle cuáles son nuestras necesidades básicas, para atenderlas con mayor prioridad.
Esta suele ser una de las maneras más fáciles de gastar dinero en artículos innecesarios, lo cual puede generar discusiones al interior del hogar. Se recomienda contemplar algunos gustos adicionales como “Un postre favorito o un dulce esencial para cada uno”. 

2.     El hogar:
Recuerde que los gastos del hogar son los más importantes. Siempre esté atento a las principales necesidades que demandan sus hijos. El colegio, por ejemplo, siempre debe estar contemplado y planificado. Establezca las prioridades del hogar y no gaste más de lo que se gana.
No deje de pagar sus deudas de servicios públicos, maneje planes de hogar accesibles a su bolsillo, y revise su estado de cuentas frecuentemente.
Revise fugas de agua y desperdicios de luz (hay otras formas de ahorro además de la monetaria).

3.     Las decisiones se toman en pareja, pero el dinero lo administra una sola persona:
Si en el hogar las deudas llegan por consecuencia del uso de las tarjetas de crédito, sea cauto, déjelas en casa y úselas sólo cuando sea necesario. Reconozca en pareja quien de los dos es más precavido con los gastos, para que sea quien dirija las finanzas del hogar.
En cuestión de tarjetas, siempre es mejor diferir los pagos en plazos cortos, procurando que sea una persona de la pareja quien organice los gastos y los pagos de la familia.

4.     Saldar deudas:
Pague sus obligaciones y piense antes de adquirir un préstamo. La proyección en los gastos facilita el manejo de las deudas y le otorga nuevas opciones financieras por las que usted esté en condiciones de responder.

5.     Moverse con tipos de interés:
Conviértase en un mercader, seleccione un banco acorde a su propia economía y busque su propio beneficio con cuotas de bajo interés.
“Maneje una organización financiera en el hogar. Con papel y lápiz,  siempre relacione sus gastos, pues si no lo hace, su salario se puede convertir en dinero de bolsillo. La mejor opción antes de gastar, es ahorrar al menos el 20% de su ingreso mensual”. Comenta Ángela Julieta Mora.

No hay comentarios.: