martes, agosto 17, 2010

HAGA QUE BRILLEN LOS COLORES DE SU HOGAR

El color es un elemento fundamental del diseño de todo hogar, no importando si está plasmado en las paredes, tejido en un edredón o dispuesto en los electrodomésticos de la cocina. Para sacar el máximo provecho a las tonalidades de su hogar:
• Encuentre el balance correcto del color. Muchos expertos en el diseño de interiores aplican sin variar la regla 60-30-10. Esto es, divida su color elegido en dichos porcentajes: 60 por ciento del color dominante, 30 por ciento del color secundario, y 10 por ciento del color para brindar acentos. Esta regla es útil para escoger pintura, arreglos para ventanas, mobiliario y detalles decorativos.
• Utilice un solo tono en varias habitaciones. Más que mezclar los colores de todos los adornos y aparatos, decore varias habitaciones con acentos de su tono predilecto, tales como rosa pálido o azul turquesa. Así, si ya se ha gastado una pequeña fortuna en un aparato reproductor de MP3, colóquele una cubierta de color para combinar con otros elementos, o intente teñir algunas partes plásticas de la computadora.
• Destaque su objeto artístico favorito. Si ya ha invertido una buena cantidad de tiempo y dinero en elegir el objeto artístico perfecto para ocupar un espacio en su pared, ¿por qué no hacer que de verdad se destaque? Utilice un foco LED GE Energy Smart® para realzar los colores y hacer más dramático el contraste entre luces y sombras, mientras también ahorra energía.
• Determine su propia personalidad mediante el color. ¿No está seguro si pintar su habitación de un naranja electrizante o un sobrio beige? Considere sus propios gustos en otras áreas, como puede ser su estación favorita del año, o las cualidades que más aprecia en una amistad, o la flor que más le agrada, para determinar los tonos que más van con usted y luego crear con ellos un espacio al que le encantará regresar cada día.
• Enfatice la belleza de las paredes exteriores de ladrillo. Añada un toque dramático a los muros de ladrillo exteriores de su hogar mediante el uso de reflectores GE ahorradores de haz de luz abierto. Utilice una técnica de iluminación llamada “grazing” colocando las luces a una distancia de 15 a 20 centímetros de la pared, y de 30 a 80 centímetros de separación entre ellas para lograr un mayor énfasis y un efecto visual que atraerá todas las miradas.

No hay comentarios.: